Habla la Madre Verdadera, Asamblea General de CARP 2017

MV

Asamblea General de CARP – Hyo Jeong 2017

Habla la Madre Verdadera

Domingo 12 de marzo de 2017, 11:00am, Auditorio Principal de Cheongpyeong

 1234

madre1

Traducción al español:

Alejandro de Souza

Corea

Korea, South

Serie completa de folletos del Principio Divino en español

¡Hola, queridos hermanos y hermanas!

Estamos felices de anunciar que los folletos de estudio del Principio Divino parte 1, 2, 3, 4, 5 y 6 se ha completado y están disponibles en idioma español e ingles.

La intención detrás de la realización de estos folletos ilustrados de estudio separados en 6 partes, es tener una herramienta atractiva y de buena calidad (en contenido y diseño) para nuestro trabajo como Mesías Tribales, un medio para crear interés e iniciar el intercambio de ideas sobre el Principio Divino con amigos y familiares. Los primeros prototipos de estos folletos impresos han sido muy bien recibidos y están en uso ya en varios países europeos y en los EE.UU. y Canadá.

Los folletos tamaño A5 se ven mejor en su versión impresa, una impresión de alta calidad, para los que fueron diseñados originalmente. La vista previa en línea, que se encuentra en los enlaces más abajo, es una forma adicional de compartir estos materiales con otros. Hagan click en las imágenes de portada para ver las versiones en línea.

Muchísimas gracias a Yamila Gómez por la excelente traducción de estos 3 últimos folletos. Esta serie es un material muy lindo para estudiar juntos con la familia, amigos, invitados etc. para que tengan más interés en profundizar en el Principio Divino.

Por favor, háganos saber si está interesado en recibir este tipo de folletos de forma individual, como centros de la iglesia o a nivel nacional.

Para más información:

Contacto de habla hispana:  Brigitte Osterheld osterheld@gmail.com

Contacto de habla inglesa:   Oivind Haugen haugen51@gmx.de

 Sinceramente

 Oivind Haugen y equipo

Español:

cubeb1

1

cubeb1

2

cubeb1

3

cubeb1

1

cubeb1

2.png

cubeb1

3.png

Sueños con los Padres Verdaderos

1377335_10201763128574914_1054167636_n

Daisy Salas Peña*

Costa Rica

costa rica

Sueños con los Padres Verdaderos

Año 2006

En el año 2005 recibí la bendición después de 5 años de haberme alejado de la Federación de Familias para la Paz Mundial. Las razones de mi alejamiento las contaré en otra ocasión. Siempre sentí y pensé que si yo no era capaz de comprender a profundidad la visión de mundo de los Padres Verdaderos, no era porque ellos no tuvieran una gran revelación, sino porque yo no era capaz de sentirme lo suficientemente habilitada para poner en práctica sus enseñanzas.

Recibí la bendición de los Padres Verdaderos en la inauguración de la Federación para la Paz Universal en Costa Rica, el 20 de diciembre. Después participé en la ceremonia de bendición el 28 de diciembre de ese mismo año. Había una condición especial de 40 días que teníamos que cumplir para iniciar nuestra vida conyugal. Así que en realidad nuestra boda se sustancializó con la ceremonia de 3 días, hasta febrero del 2006. Desde siempre sentí que había adquirido una gran deuda con los Padres Verdaderos. No me sentía digna de nada. Quería enseñar el Principio Divino y servir a los Padres pero, por alguna razón, sentía que no era digna de ello.

Entonces ocurrieron 3 sueños. No preciso el tiempo entre uno y el otro, pero estoy segura que hay unos 2 o 3 años entre cada uno de ellos.

Primer sueño

En la vida real yo había renunciado a mi trabajo de psicóloga infantil en el Patronato de la Infancia. El sueño inicia en una casa de madera muy grande, habíamos llevado unos niños ahí para protegerlos. Después de haber hecho ese trabajo con los niños, de haberlos protegido de una amenaza inminente a sus derechos, me dirigí a la sala de la casa y ahí me di cuenta que los Padres estaban ahí. Lo vi en el corredor de la casa. También estaba la Madre Verdadera y una joven les acompañaba. Cuando vi a aquella joven, me di cuenta que ella era conferencista del Principio Divino (PD). Entonces me dije a mi misma que era una lástima que yo no pudiera volver a impartir conferencias del PD, me sentía poco digna de ello.

Miré adentro de la casa y ahí estaban dos o tres hermanas conmigo. Les dije que ya que yo no podría dar conferencias, entonces prepararía la comida para los Padres. Entonces hicimos un menú, alguien fue por las compras y preparamos la comida. La Madre Verdadera entró a la casa y habló con una de las hermanas. Yo pensé incluso que no tenía derecho de acercarme a Ella. Después de que salió la hermana me dijo que la Madre Verdadera quería comer papas. La cuestión es que no teníamos papas, pero las conseguimos. Yo empecé a preparar un puré con aquellas papas, pero mi cabello empezó a caer en aquella mezcla frente a mis ojos. Yo traté de amarrarme el cabello y no lo logré. Al final me sentí bastante frustrada, tampoco había logrado cocinar bien para los Padres.

El Padre Verdadero entró esta vez a la casa con uno de los líderes más importantes de la iglesia. En ese mismo momento una hermana me dijo que si yo sabía que Padre Verdadero había dicho que desde el año 2001, o algo parecido, todas las mujeres que recibieran la bendición no podrían tener hijos. Recuerdo que sentí una gran tristeza y empecé a llorar. Justo en ese momento fue que el Padre entró a la casa y, al verme llorar, aquel líder se detuvo frente a mí con gran preocupación y, con mucha sinceridad preguntó por qué yo estaba llorando. Las hermanas le dijeron lo que me habían dicho, y él nos dijo que esa declaración el Padre ya la había eliminado, que era solo por un periodo de tiempo. Mi corazón se sintió consolado.

Cuando el Padre entró a la casa, le había observado con las piernas muy hinchadas y sentí dolor por Él. Entré a la cocina donde estaba el Padre, estaba sentado, sus piernas muy hinchadas no le permitían quitarse las botas que llevaba puestas. Inmediatamente me agaché para ayudarle, pero el Padre me miró y me detuvo con un gesto con su mano, como cuando uno quiere indicarle a alguien que se detenga (stop). Percibí que aquella era una indicación muy fuerte. Stop me dijo con su mano “este es mi camino”, me dijo “este es mi camino”. Yo desperté.

Segundo sueño

En la vida real mi esposo acababa de renunciar a un trabajo en el que le pagaban muy bien. Durante ese trabajo él vivía en una casa de campo muy bonita, con grandes jardines y muy bellas palmeras. Yo vivía en la Ciudad de Heredia. Nos veíamos cada 15 días. En ese tiempo trabajaba en la universidad. En resumen, casi no teníamos tiempo para compartir. Por eso decidimos cambiar nuestros trabajos para acomodarlos más a la vida familiar. Ya teníamos casi dos años viviendo de esa forma, y sentimos que no estaba funcionando para construir una relación segura. Por ello mi esposo decidió renunciar a su trabajo.

El sueño inicia en esa casa hermosa, de grandes jardines y muchas palmeras. Teníamos una fiesta con los miembros de la iglesia y ahí junto con nosotros estaba el Padre Verdadero. Alexander y yo salimos de la casa para pasear por esos jardines. Nos recostamos en la pared trasera de la casa con las piernas extendidas en el césped frente a esas hermosas palmeras, las cuales no eran muy altas, eran una especie que no crece mucho, especiales para adornar el jardín de una casa.

El Padre salió de la casa y se sentó como se sientan los coreanos, justo en frente de nosotros, sobre el césped y entre las palmeras. Yo le indiqué a Alexander con un gesto disimulado que nos retiráramos, que lo dejáramos solo para que Él pudiera descansar. El Padre Verdadero nos miró y nos dijo que nos quedáramos. Nos volvimos a sentar. Después de unos minutos (no preciso cuanto tiempo), el Padre llamó a Alexander con su mano. Alex se acercó al Padre y Él lo colocó entre sus piernas, como un niño. Lo acostó y empezó a hacerle un masaje en las piernas. Me miró y me dijo “aquí, aquí, aquí”. Como enseñándome como hacer un masaje en las piernas de mi esposo.

Mientras yo observaba aquella escena, pensaba que el Padre no tendría por qué hacer aquel masaje, que éramos nosotros los que tendríamos que servirle. Yo me sentía avergonzada. Después de un ratito el Padre se agotó mucho por hacer el masaje, a tal punto de recostarse sobre su cuerpo. Súbitamente me puse de pie con gran preocupación y me acerqué al Padre Verdadero para ayudarle. El Padre me detuvo, me dijo “no”. Yo desperté. Después del sueño, quedé estupefacta. Recordé el primer sueño. El final era muy parecido. Yo solo sentía tristeza.

Tercer sueño

En la vida real habían llegado unas hermanas japonesas de las 120 misioneras a visitar Costa Rica, si no me equivoco, para celebrar un aniversario más del programa de televisión “Era de la mujer”, el cual se transmitía por Telepaz Canal 52.

El sueño se ubica en una casa de la iglesia. Estábamos en una fiesta con los miembros. Ahí estaba el Padre Verdadero con nosotros. Yo lo vi de pie entre la gente. Caminé hacia él. Le vi cansado. Recordé que las otras veces que me había encontrado con el Padre Verdadero no había aceptado mi ayuda. Entonces esta vez pasé a su lado, tratando de no mirarle. Sentí que el Padre me siguió con su mirada. Continué mi camino entre la gente y entre la fiesta. Vi a un joven de espaldas, era Jesús. Una voz me detuvo y me dijo: “Daisy, ahora sí puedes servir al Padre Verdadero”. Yo me volví, vi el rostro del Padre, como esperando algo de mí. Después volteé a ver otra vez a Jesús (su espalda), la voz repitió: “Daisy, ahora si puedes servir al Padre Verdadero, porque si le sirves a Él, le estarás sirviendo a Jesús también”. “Pero, para poder servir al Padre Verdadero, debes unirte con ellas” y esa voz señaló a tres hermanas japonesas. Veía al Padre Verdadero de un lado, a Jesús del otro y a las hermanas japonesas entre ellos. Yo… desperté muy feliz.

Tal vez Dios quiso ayudarme a resolver mi conflicto interno de sentirme poco digna de servir a los Padres Verdaderos a través de estos tres sueños. Poder servir a Jesús es para mí una alegría muy grande. Saber que Él puede ser feliz a pesar de todo por el trabajo de los Padres Verdaderos en la tierra es algo demasiado hermoso. Soy cristiana, nací en el cristianismo, por ello la figura de Jesús es muy importante para mí.

Cuando fui a Corea y participé en el seminario de 40 días, un día de todos me sorprendí a mí misma diciéndome que era interesante que muchas personas orientales quisieran servir a los Padres Verdaderos, entonces me respondí: “Daisy, aquí la extraña eres tú. Que tú puedas comprender quienes son los Padres Verdaderos debe ser muy extraño para ellos. Comprendí que los Padres Verdaderos no son orientales en mi corazón. En mi corazón los Padres Verdaderos dejaron de ser orientales. ¿Por qué? Porque Jesús y el Espíritu Santo y los Padres Verdaderos están tan unidos que ellos dejaron de ser orientales, así como Jesús dejó de ser Judío. Ese es el poder del amor puro y magnifico del Mesías, porque ellos vienen como los Padres Verdaderos de la humanidad. Entonces ellos no son solo judíos o coreanos. Ellos son los hijos de Dios. Desde ese punto de vista no existen nacionalidades, existe una sola identidad, la de ser hijos de Dios. Y esa es la única ciudadanía que los Padres Celestiales desean de nosotros.

266427_4417506150767_509068723_o

Mi primer sueño con la Madre Verdadera

En vida real, (vida diurna), yo acababa de perder a mi hija Itzamar a los 5 meses de embarazo. No puedo decir que fue el peor momento de mi vida, porque al mismo tiempo estaba siendo el mejor momento de mi existencia. Había podido experimentar el corazón de ser mamá, y eso a pesar del dolor era muy valioso para mí.

En ese tiempo mi vida cambió completamente. Me sentí muy culpable por perder a mi hija. Pensé que debía dejar de trabajar y empezar a ganar méritos espirituales si quería ser mamá. Entonces abandoné el trabajo de psicóloga y decidí dedicarme a las actividades providenciales de la Federación de Familias para la Paz Mundial.

Aquí inicia mi sueño.

La Madre Verdadera estaba en un hotel en Costa Rica para hacer una conferencia. Entonces alguien me dio una misión: la de llevar agua a la Madre Verdadera. Yo quise tener una apariencia humilde frente a Ella. Recuerdo que yo estaba vestida con ropas muy humildes, como una persona muy devota. Vestía una falda muy larga y mi cabello estaba suelto. Entré a la habitación donde se encontraba la Madre Verdadera, había una mesa con sillas y ella estaba sentada en uno de los extremos. Al observarla pude notar un porte muy ejecutivo. Pasaron algunos minutos, ella firmaba al parecer unos documentos muy importantes. Entonces alzó su vista, mientras yo la miraba de reojo desde el otro extremo de la mesa. Ella me preguntó: “¿qué haces aquí?”. Yo le respondí cabizbaja: “le traje agua, Madre”. Ella apartó su vista de mí y siguió firmando documentos. Pasados algunos segundos me volvió a mirar y otra vez dijo: “¿qué haces aquí?”. Esta vez mi voz se cortó y le respondí: “Madre, me dieron la misión de traerle agua y aquí está, le traje agua”. Entonces ella me preguntó con mucha más autoridad: “sí, pero en verdad, ¿qué haces aquí?”. Yo no supe que más decir. Entonces ella me miró y me dijo: “No tienes por qué estar aquí. Tienes que ser una gran líder. Este año no, el próximo, prepárate”.

Desperté. Reflexioné. Pensé que mi vida no sería muy fácil.

Nota: La vida diurna y los sueños tienen una relación tanto con la vida física como con la vida espiritual. Lo que quiero decir es que la vida diurna y también los sueños tienen elementos de la vida física y de la vida en el mundo de los espíritus. Cuando soñamos somos influenciados por ambos tipos de elementos, lo mismo ocurre cuando estamos despiertos. Así, que pensar que un sueño es 100% una revelación de Dios, es como decir que no tenemos mente.

16114907_10211277764434864_5879252992523544974_n

Sueño con Sun Jin Nim

En la realidad tenía un año de haber sido asignada como educadora, para impartir las guías internas a los nuevos miembros de la Federación de Familias para la Paz Mundial (FFWP). Este día había impartido una enseñanza acerca de la unidad. Habíamos leído una charla del Padre Verdadero, “Corazón”. Es una lectura que me encanta. Cada vez que la leo tiene un hermoso y nuevo mensaje para mí. Este sueño lo tuve un poco más de un mes antes de la partida del Padre Verdadero. Aquí empieza mi sueño.

Estaba en un lugar como una playa. Lo supe porque respiraba el aire cerca del mar. Había como una gran explanada cerca de un lugar donde se recibían personas muy importantes. Algunas pocas personas estaban conmigo, dos o tres, no recuerdo muy bien. Llegó una invitación muy importante en un sobre con un sello. Una de esas cartas de invitación que solo son dirigidas a personas de muy alto nivel. Una de esas invitaciones estaba dirigida a mi persona. Yo sentí que había sido convocada por una especie de reinado. Mi corazón sentía dicha y orgullo al mismo tiempo. Me sentí como una princesa. Me dijeron que esa invitación solo era para unas cuantas personas.

Cuando me entregaron la carta recuerdo que una voz me dijo que yo podría elegir como medio de transporte una bicicleta o un avión. En la vida real, tenía pánico de viajar en avión, pero, como no sé manejar bicicleta, pensé que lo mejor sería ir en avión. Además, el lugar donde tenía que ir pasaba por el mar, era bastante complicado que una bicicleta me llevara hasta ahí.

Después aparecí en frente de un ventanal donde podía ver desde lo alto, casas muy hermosas, con grandes tejados y jardines. Un estilo muy parecido a las casas antiguas europeas. Yo dije en voz alta: “que lugar tan hermoso. En Costa Rica, hay montañas como estas, pero casas y jardines tan preciosos no tenemos”. Estaba llena de alegría al ver tanta belleza.

Entonces miré adentro de la casa donde estaba ese ventanal. Había una mesa y algunas sillas. Una Hija Verdadera estaba junto a la mesa frente a mí. Y uno de los Hijos Verdaderos estaba al lado de la mesa. Yo me acerqué. Pude ver a Sun Jin Nim. El Hijo Verdadero no supe cuál de todos era. Él estaba nervioso, caminaba de un lado a otro, como cuando una persona tiene una gran preocupación. Cuando estuve cerca de ellos tuve una sensación muy extraña. Yo me sentí como la profesora de ellos. Me dije a mi misma: ¿cómo podía sentir eso frente a los Hijos Verdaderos? Entonces le empecé a enseñar a Sun Jin Nim acerca de la unidad. Le dije que la unidad era muy importante y ella me respondió como una buena alumna que atiende a su profesora: “Si, Daisy, la unidad es lo más importante. No importa si el líder es bueno o malo. No importa el tipo de líder que se tenga, lo más importante es la unidad, porque en la unidad Dios puede inspirar”. Cuando Sun Jin Nim pronunció estas palabras miró a su hermano inquieto, para que él las pudiera escuchar.

En el sueño apareció un joven y pude también ver a otras personas. Este joven se acercó a Sun Jin Nim y le dijo: “Sun Jin Nim, por favor, hable en inglés porque yo no entiendo español”. Ella le respondió: “ahora tienes que esperar, porque yo estoy hablando español con Daisy”. Frente a eso me sentí como si fuera una persona muy importante.

Miré hacia afuera de la casa, me di cuenta que yo estaba en la ONU. Yo dije en voz alta: “estoy en la ONU, el lugar más importante de la tierra”. Me llené de júbilo.

Aparecí en el parque de aquel pueblo lleno de casas hermosas. Una hermana norteamericana me acompañaba. En ese pueblo la gente nos miraba y se sorprendían diciendo entre ellas: “¿quiénes son esas personas tan importantes que vinieron a visitarnos?”. Estábamos vestidas con ropas muy finas y elegantes. El sentimiento era como de reinas o princesas. Lo que vi después no me gustó mucho.

Vi a muchos miembros muy mal vestidos en el mismo lugar. Yo les miré y con una mezcla de asombro me pregunté: “¿por qué ellos no están vestidos para la ocasión? ¿Por qué vinieron así?”. Ese sentimiento solo duró un instante, porque escuchamos una voz desde el cielo que dijo: “ustedes dos están invitadas a una importante conferencia internacional, la cual será impartida por un conferencista japonés de muy alto nivel. Esta conferencia tiene que ver con el tema del  embarazo”.

Yo desperté. Mi corazón estaba muy feliz y reflexivo.

Poco más de un mes después, nuestro Padre Verdadero ascendió al mundo espiritual frente al asombro de todos nosotros. Hubo muchos acontecimientos alrededor de ello. Muchas figuras de liderazgo muy importantes de nuestro movimiento dejaron de serlo o cambiaron su misión. Las personas con las que estaba trabajando directamente fueron llamadas a su país de origen de la noche a la mañana, y yo experimenté un sentimiento de gran tristeza e incertidumbre. Todo había cambiado abruptamente.

Al tiempo Sun Jin Nim fue llamada a hacer una gira por Sur América. Posteriormente ella fue elegida para servir a los Padres Verdaderos directamente, y en la actualidad se está tratando de establecer en Corea una oficina de la ONU.

Nota: Los sueños son relaciones de la vida física con la vida espiritual. Con esto quiero decir que cada uno va a soñar de acuerdo a lo que esté viviendo, de acuerdo a su nivel de conocimiento y a su nivel espiritual; pero, sobre todo, de acuerdo a los deseos de su corazón. Así mismo, de acuerdo a sus temores, miedos, enojos y todos los demás sentimientos. Es el sí mismo el que se conecta con la energía divina o satánica dependiendo de lo que esté haciendo, pensando o sintiendo. Hago esta aclaración porque para mí es un peligro dirigir la vida a través de sueños. Es mejor dirigir la vida a través de las palabras de los Padres Verdaderos.

Entonces, ¿por qué contar este y otros sueños? En realidad quiero hacer un aporte crítico de los sueños y de la realidad (la vida diurna). La vida diurna todavía está dominada predominantemente por el mal. Hay una relación de interno y externo entre la vida diurna y los sueños como todo en la existencia del universo.  

La vida diurna y los sueños tienen una relación tanto con la vida física como con la vida espiritual. Lo que quiero decir es que la vida diurna y también los sueños tienen elementos de la vida física y de la vida en el mundo de los espíritus. Cuando soñamos somos influenciados por ambos tipos de elementos, lo mismo ocurre cuando estamos despiertos.

Así, que pensar que un sueño es 100% una revelación de Dios, es como decir que no tenemos mente. Toda información que Dios o el diablo nos quiera dar a conocer, siempre será filtrada por nuestra mente (a veces original, a veces caída).

Así que si yo quisiera dar impresiones o interpretaciones a mi sueño podría encontrar tantas como el número de seres humanos que hay en la tierra multiplicado por dos (una interpretación de la mente original y otra interpretación de la mente mala de cada ser humano).

Si queremos construir una vida centrada en los Padres Verdaderos, ello no ocurrirá de la noche a la mañana, pero si podemos estar seguros de que si leemos Sus palabras, tendremos mucho más insumos para construir una vida verdadera de que si no las leyéramos.

Espero, que lo que tiene la intención de ser un aporte en la vida de los unificacionistas, realmente lo sea. De no ser así, pido disculpas de antemano a Los Padres Celestiales, a los Padres Verdaderos y a todos los miembros de la familia.

  • Daisy Salas Peña es Directora Regional de Educación de Centro América y el Caribe

Rev-Sun-Myung-Moon-dies-at-age-92

Habla la Madre Verdadera, Asamblea de la Asociación Internacional de Jóvenes y Estudiantes por la Paz

MV

Habla la Madre Verdadera

Visión 2020

Asamblea y Llamado a la Acción de la Asociación Internacional de Jóvenes y Estudiantes por la Paz (IAYSP) para Apoyar la Victoria de la Visión 2020

23 de febrero – Centro Juvenil Internacional Cheongshim

1234

moon_web_2285_s630x802

Traducción al español:

Alejandro de Souza

Corea

Korea, South