Suspensión de la autoridad y los deberes oficiales del Presidente Internacional Hyung Jin Moon

Logo

1

Sin título

Anuncios

4 thoughts on “Suspensión de la autoridad y los deberes oficiales del Presidente Internacional Hyung Jin Moon

  1. ES IMPORTANTE QUE SE ACLARE TODAS ESTAS COSAS, EXISTEN ESOS VIDEOS, PERO MAS ALLA DE ESTO SE DEBE INVESTIGAR. HAY DENUNCIAS DE MUCHOS LIDERES CON NOMBRES QUE HAN COMETIDO COSAS ERRADAS, NO CREO QUE NADIE DIVULGE PORQUE SE LE OCURRE.

    TAMBIEN DEBEN SUSPENDER AQUELLOS LIDERES QUE ESTAN OPACANDO Y SIN DEJAR CONOCER A MADRE VERDADERA LA SITUACION REAL DE TODOS LOS PAISES. HAY MUCHOS HERMANOS QUE HAN COMETIDO MAL MANEJO DE FONDOS PUBLICOS. RECIENTEMENTE HUBO UN ESCANDALO EN BRASIL, DONDE ENCONTRARON A JOVENES ADOLESCENTES DE LA IGLESIA QUE RECAUDABAN FONDOS Y LOS ENCONTRARON EN UN EDIFICIO
    EN CONSTRUCCION, ESTO FUE DENUNCIADO EN UNA CADENA TELEVISIVA
    BRASIALERA Y POR ENDE LA IGLESIA QUEDO CON MALA IMAGEN.

    LOS UNICOS QUE PODIAN RETIRAR A LOS JOVENES DETENIDOS ERAN SUS PADRES.

    ES NECESARIO QUE LOS EMISARIOS HAGAN UNA LABOR MAS DETALLADA Y CONVIVAN UN POCO CON LOS MIEMBROS Y SE ENTEREN DE LA REALIDAD, QUE SU VISITA OFICIAL SEA CORTA NO PERMITE EVALUAR BIEN LAS COSAS.

    SINCERAMENTE, DESEANDOMOS QUE LA UNION DE HIJO Y MADRE VERDADERA SE DE, ASI COMO FUE REBECA CON JACOB,

    RICHARD RUIZ C.
    QUITO- ECUADOR
    rstephen65@hotmail.com

  2. PALABRAS DE PADRE SOBRE LOS TIEMPOS QUE ESTAMOS VIVIENDO
    “Dios predijo que habría siete años de gran tribulación que la humanidad enfrentaría en la época de los últimos días. El período de la gran tribulación es el momento en que todos los santos deberán afrontar las dificultades angustiosas que el Cielo soportó durante todo el curso de la historia de la restauración. Como todas las relaciones del ser humano se romperán, encararás circustancias en que no podrás confiar en nada. No importa cuanto trates de vivir tu vida basado en la conciencia y con justicia, no podrás insistir en tu modo de vida. Cuanto más conscientemente te abraces a la voluntad de Dios y reflexiones en el mundo, más dolor y sufrimiento sentirás al observar el mundo. Así serán los siete años de gran tribulación en los últimos días.
    Será un tiempo en que todas las esperanzas serán sacudidas, el núcleo de tu fe titubeará, y los líderes quienes has seguido vacilarán. No sólo las ideologías, sino que también las religiones serán alteradas, las conciencias, y los corazones de los padres serán sacudidos. ¿Por qué, entonces, Dios establecerá un mundo como este en el tiempo de los últimos días? Debido a que Dios nos quiere dar el valor especial de haber participado completamente con Él en su sufrimiento de la historia. Dios ha sido testigo de un gran número de las miserias humanas a lo largo de los últimos 6.000 años y se enfrentó a innumerables dificultades. Por lo tanto, en los últimos días, Él te pone a prueba colocándote en el entorno donde no se puede encontrar el centro en ninguna ideología o fe. Dios quiere encontrar verdaderos hijos e hijas que serán capaces de decir “Yo amo a Dios”, o declarar: “Voy a vivir con Dios”, incluso en medio de tantas tribulaciones y dificultades.
    Sabiendo esto, no debes desanimarte ni entristecerte cuando seas testigo que la iglesia está temblando desde su núcleo, ni debes entristecerte al ver que la ideología de liderazgo ya no es creíble. No debes sorprenderte, al ver que un líder de gran respeto caiga. No debes entristecerte que tus padres hayan cambiado, ni que tus hermanos y hermanas terminen completamente cambiados.
    Incluso si todo lo que creiste y confiaste está en crisis, tu corazón deberá mantener la calma. Deberás saber que Dios nunca está en crisis y que Él te visitará en esta hora. Quiero que sepas también que Dios sólo te hace sufrir para que un día Él construya una preciosa relación contigo cuando puedas compartir el dolor y el sufrimiento que ha experimentado a lo largo de la historia. Por lo tanto, esta tribulación es Su promesa para hacerlo. Dios necesita un tiempo como este para poder encontrar a dicha persona, incluso en una situación tan difícil, abrasa al cielo y llora: “Voy a ir a donde quiera que vayas. Voy a luchar contigo. Voy a tomar acción contigo!”
    Por lo tanto, no hay que desesperarse, diciendo que tu camino está bloqueado. No te desanimes que tu nación esté en crisis. Dios no está muerto. No importa lo terrible que se convierta el mundo, no te dejés abatir. Recuerda, Dios no está muerto. Dios definitivamente te visitará. Aunque todo en la tierra se desmorone, no debes vacilar en tu devoción inquebrantable hacia el Cielo. No debes cambiar tu esperanza interior que viene de confiar en Dios. Para ver tu corazón incambiable, Dios te empuja a muchos tipos de dificultades y sufrimientos.
    Debes tener convicción en tu corazón que llamarás a tu Padre Celestial, incluso cuando te enfrentes a situaciones inaguantables. Incluso si sientes que has caído al fondo del valle más profundo, debes hacer todo lo posible para subir, usando sólo una soga que te conecte con el Cielo en tu corazón. A pesar de que sientas la amargura y el dolor, como si estuvieras cayendo en el infierno, debes levantarte a ti mismo para asistir a tu Padre Celestial, preocupándote por los dolores y sufrimientos de tu Padre Celestial antes que los tuyos. Creyendo que el Padre Celestial sabe de tu dolor y angustia personal, si te empujas a seguir adelante – no importa lo mala que sea tu situación – con un sentido de responsabilidad y deber, nunca perecerás.
    Hoy en día, hay millones de cristianos en el mundo, pero ¿cuántos de ellos tienen una fe así? Estamos asistiendo a nuestro Padre Celestial, no en su trono, sino que lo asistímos mientras lucha con oleadas de tormentas mortales, tratando desesperadamente de encontrar a sus hijos e hijas. Deben darse cuenta de que tal es la realidad de vuestro Padre Celestial, tal es Su situación, y tal es la desesperación de Su corazón.
    Entonces debes pararte con valentía delante de él con convicción al proclamar: “ahora entiendo que Tu deseo es encontrar a Tus hijos e hijas, que Tu situación es encontrar a Tus hijos perdidos, resolviendo Tus dolores y sufrimientos históricos y que Tu corazón es amar a Tus hijos perdidos abrazándolos. Así que, no importa cuán amargo sea el sufrimiento o insoportables las dificultades que enfrento, declaro que soy una manifestación de Tu deseo, Tu situación y Tu corazón”. Debes entender que si haces este compromiso, eres un hijo de Tu Padre Celestial y eres responsable de asistirlo. ”
    02/12/1961 Sun Myung Moon

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s