Ética, moral y deontología

,,,,,,,,
Escribe desde Argentina
Licenciada Mirta Alicia Zangaro(*)
Lic. Mirta Zangaro

Ética: viene del griego “ethos”, significa costumbre. Es el estudio filosófico de los fundamentos de la conducta buena y mala y es, por esencia, suprasocial. No hay ética sin filosofía, ya que la ética estudia aquellas ideas de carácter moral que tiene una base filosófica, que son filosóficamente justificadas. Busca un deber hacer que se ajuste a la naturaleza del hombre y que responda a las exigencias de valores teóricamente universales.

Moral: viene del latín “mos-ris” significa costumbre. El hecho de que tengan ambos términos ética y moral el mismo significado etiológico ha dado lugar a que se lo utilice indistintamente. La moral se identifica con las normas de conductas personales o sociales que se refieren a la bondad o maldad de los actos de esa conducta. Tales normas de conducta derivan en este caso, no de “un deber” axiológico (filosófico), sino de una realidad concreta en una situación histórica: el “código moral” de una sociedad determinada. Este código moral cosiste en la ordenación sistemática de costumbres o preceptos morales que se formulan para conseguir  una mayor eficacia en la regulación social, o bien el conjunto de reglas o principios de moralidad que son usualmente conocidos y aceptados por la generalidad de los miembros de un determinado grupo social, y a los que acompañan sanciones de graves variables de severidad. Implica que lo aceptado en un momento histórico determinado, puede dejar de serlo en otro. Se trata, pues, de un deber ser empírico, emergente de una realidad histórica, y no de un deber ser derivado o deducido de principios axiológicos o ideales, como ocurre en el caso de la ética. De ahí que la moral sea entendida como la apreciación de la conducta de un individuo medida de acuerdo con las normas acerca de lo bueno y lo malo aceptadas en el grupo en que vive, en tanto que la moralidad será la conducta del individuo que se conforma a las normas establecidas por la comunidad, especialmente aquellas que se refieren a lo bueno y lo malo.


La moralidad de grupo, consiste en los ideales morales, especiales de un vecindario, grupo profesional, religiosos o político o de otro carácter. También se entiende como el grado de adhesión de los miembros de un grupo al código moral general de la sociedad de la cual forma parte.

La moral se ocupa de las acciones humanas, del fuero interno, de las conductas personales o sociales, en cuanto a su bondad o malicia. Ambas, la moral y la ética, se encargan de un mismo objetivo: la discriminación entre lo bueno y lo malo.

Cualquier sistema moral contendrá probablemente un número de obligaciones, las cuales, según pase el tiempo, pueden parecer extrañas. Entonces legítimas razones serán expuestas, estas normas pueden incluir a toda clase de autoridades, tradiciones, discusiones sobre deseables o indeseables consecuencias para uno mismo y para otros y recurrir  a mejores principios básicos; estas razones pueden ser discutidas, algunas pueden ser abandonadas, otras modificadas y otras reforzadas. De cualquier forma, debemos aprender a ver las cuestiones morales como dudosas y abiertas a diversas soluciones, lo que significa que pueden meditarse y discutirse.


Deontología: viene del griego deon= deber y logos= tratado, significa ciencia o tratado de deberes. Actualmente el vocablo deontología es empleado para designar los deberes que se imponen a la actividad profesional en razón de la naturaleza misma de esa actividad. Los principios deontológicos son los principios que dictan las reglas de acción necesarias para el ejercicio de una profesión, profesión que se dirige al hombre considerado como sujeto, donde el objeto no es la materia y el fin un producto económico, sino un servicio que pone en relación a una persona con otra considerada por la misma. La deontología no es una ciencia normativa pura, sino una ciencia empírica que se ocupa de la determinación de deberes dentro de las circunstancias sociales y los deberes que deben cumplirse si se quiere alcanzar el ideal del mayor placer posible para el mayor numero posible de individuos. Enseña lo que es en general justo y conveniente.

La deontología es la ciencia de los deberes de aquellos que ejercen una profesión.

El código de deontología, es una interpretación de los principios generales de la profesión y de las actitudes en las actividades profesionales.

En resumen podemos decir que la ética y la moral y la deontología, se ocupan del mismo objeto: la valoración de lo bueno y lo malo en la conducta humana. Sus enfoques del problema, empero, no son totalmente iguales. La ética utiliza un análisis filosófico, ilumina el problema desde el ángulo de la axiología, y a través de la especulación pura trata de establecer un deber ser de valor universal. La moral estudia las acciones humanas desde el punto de vista empírico, histórico, en la realidad de las diferentes culturas y teniendo en cuenta la diversidad de su idiosincrasia, trata de establecer juicios de valor adecuados a tales circunstancias. La deontología, fluctuando entre la ética y la moral y basándose en las conclusiones de ambas, se propone a establecer las normas concretas que deben regir la conducta en situaciones determinadas, como puede ser el ejercicio de una profesión.

Los principios éticos son las metas u objetivos que rigen la dirección de las normas y la conducta moral.

Los códigos: el código de ética, propone las conductas deseables como las mas buenas y mas justas, resulta evidente que ese código habrá de regirse por la idea de deber ser, que exprese un verdadero arquetipo axiológico que oriente la decisión, es decir, ético.

La Ética Profesional, se ha definido como el conjunto de principios morales que rigen la actividad total de una profesión, en forma de deberes que el profesional debe cumplir, respecto de la sociedad, de los clientes y de los demás colegas. Comprende el conjunto de obligaciones y deberes que deben cumplirse durante el ejercicio de la profesión; estas obligaciones son imperativas y el profesional no puede transgredirlas sin faltar al honor de su profesión.

Los Códigos de Deontología o Ética Profesional, fueron elaborados cuando las profesiones, dejando de regirse directamente por la moral general, comprobaron  la necesidad de fijar normas para sus actividades específicas. Los principios deontológicos son los principios que dictan las reglas de acción necesarias para el ejercicio de la profesión.

(*) La autora es Licenciada en Psicología y escritora

Ricardo Gómez ricardomardel@yahoo.com.ar

Si te gustó el blog compartilo

About these ads

8 comentarios en “Ética, moral y deontología

  1. se ha analizado tanto los valores y la ética, lamentablemente los humanos ya no nos interesamos por lo pulcro, en su mayoría son metalizados por el poder y el dinero. JH.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s